TRAUMATISMO
TRAUMATISMO
TRAUMATISMO
Mis aficiones
Album de fotos
Curriculum vitae
Mis enlaces favoritos
Imagen
Un traumatismo es una situacion con daño físico al cuerpo. En medicina, sin embargo, se identifica por lo general como paciente traumático a alguien que ha sufrido heridas serias que ponen en riesgo su vida y que pueden resultar en complicaciones secundarias tales como shock, falla respiratoria y muerte.




¿Qué es una lesión aguda de la médula espinal?
La médula espinal es un haz de nervios que se encarga de conducir los mensajes entre el encéfalo y el resto del cuerpo.

Las lesiones de la médula espinal (su sigla en inglés es SCI) agudas se deben a una lesión traumática que da por resultado un moretón (también llamado contusión), un desgarro parcial o un desgarro total (llamado transección) en la médula espinal. En los niños, las SCI son una de las causas más frecuentes de discapacidad permanente y de muerte.

Como unas 11.000 personas al año tienen heridas en la médula espinal. Aproximadamente 250.000 personas en Estados Unidos viven con una herida o lesión en la médula espinal. Mas de la mitad de todas las lesiones de la médula espinal ocurren en personas jóvenes, entre los 16 y los 30 años de edad. La mayoría de las víctimas de las lesiones de la médula espinal (82 por ciento) son hombres.

¿Cuáles son las causas de una lesión aguda de la médula espinal?
En los niños, existen diversas causas que tienen como resultado una SCI. Las lesiones más frecuentes se producen cuando un área de la columna vertebral o del cuello se dobla o se comprime, por ejemplo, como consecuencia de:

lesiones en el parto, que suelen afectar a la columna vertebral en la región cervical
caídas
accidentes de tránsito (ya sea al ser atropellado o al viajar como pasajero en un automóvil)
lesiones deportivas
accidentes de clavadistas
accidentes en trampolines
violencia (disparos o puñaladas)
¿Qué es una fractura de cráneo?
Una fractura de cráneo es la ruptura del hueso del cráneo. Existen cuatro tipos principales de fracturas de cráneo, que son los siguientes:

Fracturas lineales del cráneo
Este tipo representa casi el 70 por ciento de las fracturas de cráneo. En una fractura lineal el hueso está roto, pero no se mueve de su lugar. Por lo general, estos niños se mantienen en el hospital bajo observación durante un breve período de tiempo y pueden reanudar sus actividades normales al cabo de unos días. Normalmente no es necesaria ninguna intervención.
Fracturas de cráneo con hundimiento
Este tipo de fractura se puede ver con o sin un corte en el cuero cabelludo. En estas fracturas una parte del cráneo está hundida debido al traumatismo. Normalmente, este tipo de fractura de cráneo requiere una intervención quirúrgica para ayudar a corregir la deformidad.
Fracturas de cráneo con diástasis
Son fracturas que se producen a lo largo de las líneas de sutura del cráneo. Las suturas son las áreas entre los huesos de la cabeza que se unen con el crecimiento del niño. En este tipo de fractura las líneas de sutura son más anchas de lo normal. Se suelen ver en los recién nacidos y en bebés más grandes.
Fracturas basilares del cráneo
Es la forma más grave de fractura de cráneo, ya que afecta al hueso que forma la base del cráneo. Los niños que tienen este tipo de fractura tienen con frecuencia moretones alrededor de los ojos y un moretón detrás de la oreja. También pueden tener un líquido claro que se les sale por la nariz o por las orejas debido a un desgarro en parte de la cubierta del cerebro. Estos niños requieren vigilancia estrecha en el hospital.
Escríbeme
Me interesa tu opinión